Descripción de los efectos positivos

Vitaminas

Complejo de vitaminas B

  • Vitamina B1, Tiamina, interviene en el metabolismo de lípidos e hidratos de carbono
  • Vitamina B2, Riboflavina, interviene en el metabolismo, sobre todo en el metabolismo respiratorio
  • Vitamina B3 y B6 intervienen en el metabolismo de proteínas, tienen muchas funciones enzimáticas
  • Vitamina B12, Cobalamina, importante en el formación de glóbulos rojos, de nuevas células y la división celular, decisivo para el sistema nervioso (creación de neurotransmisores)

Vitamina D y K:

La vitamina D y la vitamina K intervienen en el desarrollo sano de huesos, dientes y piel

Ácido fólico

 Interviene en el metabolismo y en la prevención de la arteriosclerosis

Hierro

Interviene en la hematopoyesis (formación de sangre)

Levadura

Numerosas levaduras esenciales para el organismo realizan diferentes trabajos en nuestro cuerpo, entre ellos fortalecen el sistema inmunológico e intervienen en la pureza del cutis. Entre la comunidad científica han apodado a la Kombucha con el nombre de “Virus Killer” debido a sus efectos.

1 ml de Kombucha contiene la increíble cantidad de 10 millones de levaduras vivas altamente eficaces.

Ácido glucurónico

El ácido glucurónico pertenece a los ácidos más importantes del té Kombucha. Es comprobado que el hígado produce ácido glucurónico para fijar las toxinas metabólicas que genera el propio cuerpo o las sustancias extrañas (p.ej. medicamentos).

Además el ácido glucurónico interviene en la creación de importantes ácidos en el cuerpo esenciales para el tejido conjuntivo, p.ej. el ácido hialurónico, que es un componente importante del tejido conjuntivo, en partes del líquido articular y en la piel (el 55% de la composición dermatológica) o los huesos.

El ácido glucurónico también es un componente del ácido sulfúrico mucoitina (responsable de la mucosa del estómago y del cuerpo cristalino del ojo) y de la heparina, una sustancial que produce el hígado necesaria para la coagulación de la sangre.

Por último el ácido glucurónico interviene en la creación de condroitina, otro componente importante para nuestras articulaciones.

Se puede decir que el ácido glucurónico es el mayor motivo por el cual se le atribuye a la Kombucha tantos efectos positivos sobre varios problemas de articulación como la artrosis, la gota o el reuma hasta la curación completa de artritis. Otro motivo es su efecto positivo sobre un tejido conjuntivo débil, la trombosis, problemas del cuerpo cristalino del ojo o problemas de la mucosa del estómago.

Aplicando ácido glucurónico el Dr. Valentin Köhler ha podido conseguir “notables resultados para la curación” del cáncer, incluso en estado de enfermedad avanzado.

Ácido glucónico

El ácido glucónico es un producto intermedio del metabolismo de glucosa que se produce durante la descomposición de los hidratos de carbono con la ayuda de oxígeno. El ácido glucónico es un componente de todas las células vivas y favorece el efecto de antioxidantes como la vitamina C, el OPC, la vitamina E y el Q10 creando con iones complejos de hierro y calcio. El investigador de Kombucha Dr. Siegwart Hermann de la Universidad de Praga ha podido demostrar con sus investigaciones que el hongo Kombucha supera las capacidades del ácido acético para crear ácido glucónico.

Ácido láctico dextrógiro

Aparte del ácido glucurónico el fuerte efecto antibiótico se debe también al ácido láctico dextrógiro de la Kombucha. Suprime la expansión de bacterias saprofitas intestinales y de esta manera proporciona una flora intestinal sana.

Es sabido que la hiperacidificación provocada por ácidos lácticos levógiros es insana para el cuerpo. En cambio, la Kombucha, respectivamente sus microorganismos, producen sólo los bebeficiosos ácidos lácticos dextrógiros.

Según Wartburg son más frecuentes los ácidos lácticos levógiros en tumores malignos, en lo que corresponde a sus estudios un cáncer no puede desarrollarse cuando predominan los ácidos dextrógiros.

Los ácidos lácticos dextrógiros L(+) son un componente natural en el organismo humano, p.ej. durante el metabolismo de los carbonos de hidratos, en cambio el ácido láctico levógiro es una sustancia extraña.

El ácido láctico dextrógiro es propio del cuerpo humano, por eso el organismo puede aprovecharlo de manera óptima y así contribuye significativamente al bienestar de nuestra flora intestinal – en cambio un exceso de ácido láctico levógiro lleva a disfunciones y enfermedades del cuerpo. La propia OMC recomienda una dosis diaria máxima de 100mg/kg de peso corporal. Un detalle digno de mención es que, según los científicos, el 80% de todas las enfermedades degenerativas se debe a una flora intestinal alterada.

Bacterias lácticas probióticas

El benigno ácido láctico dextrógiro, producido en mayor medida por la Kombucha, proporciona una flora intestinal sana. A su vez, los buenos microorganismos resultantes (bacterias lácticas probióticas) producen múltiples nutrientes esenciales para nuestra salud como son el ácido fólico, la biotina, el ácido nicotínico, la vitamina K o la vitamina B12, entre muchos otros (principio de los productos probióticos).

Una flora intestinal sana es vital, no es por nada que exista el siguiente principio entre los naturópatas: “La muerte está en el intestino”.

Una flora intestinal sana que funciona bien consiste en innumerables cepas bacterianas que conviven en equilibrio. Es imprescindible para el buen funcionamiento del sistema inmunológico, el metabolismo sólo puede funcionar bien si la flora intestinal está sana.

Así se garantiza la absorción de importantes sustancias vitales como, p.ej., las vitaminas, en primer lugar con la ayuda de bacterias intestinales. Por otro lado, las bacterias benignas favorecidas por la Kombucha, protegen de los intrusos malignos como las bacterias malas que provocan enfermedades (como la temida bacteria Cándida albicans) que sólo pueden producirse cuando los microorganismos vitales son inferiores en número.

¡Un consumo regular del té Kombucha garantiza que esto no pueda suceder!  

Enzimas varias

Las enzimas son los llamados biocatalizadores que con la ayuda de múltiples procesos bioquímicos en nuestro organismo realizan tareas vitales. ¡Es decir, sin enzimas no hay vida!

La lista de las funciones de las enzimas es interminable, he aquí sus funciones más importantes:

  • digestión
  • fortalecimiento del sistema inmunológico
  • regulación del metabolismo
  • desintoxicación del organismo
  • antiinflamatorio
  • cicatrización
  • efecto antiviral y antibacterial
  • ralentización del envejecimiento biológico
  • prevención de enfermedades como la degeneración cardiovascular
  • muchas otras cosas más

Hasta ahora las enzimas se han sido detectadas son: Amilasa, Invertasa, Catalasa, Enzima de cuajo, Sacarasa y la Enzima proteolítica

Sustancias antibióticas

Es alarmante que ya el 80% de todas las bacterias son resistentes al antibiótico Penicilina. Esto se debe claramente tanto a una absurda aplicación en la ceba de animales con antibióticos como a la prescripción innecesaria por parte de muchos médicos que la recetan contra todo y nada. Cuando algún día nos encontremos realmente delante de una peligrosa infección bacteriana muchas veces se detectará una resistencia debido al abuso de antibióticos que nos hace indefensos.

¡Por lo tanto resulta aún más interesante buscar alternativas en la naturaleza que tienen similares efectos antibacterianos a los de los antibióticos, y con mucho menos efectos secundarios! La plata coloidal como un antibiótico natural, extracto de semillas de pomelo o el té de Kombucha forman parte de estos remedios.

Teniendo en cuenta que la Penicilina, el antibiótico más conocido, se obtiene de un hongo no sorprende que el hongo Kombucha también tenga efectos antibióticos.

¡Las posibles aplicaciones de Kombucha están científicamente bien investigadas, científicos rusos (Sarkajan, Danielova, Naumova, Sukiasjan, Barbanicik, Ermoleva, Konovalov, Litvinov, Zakmann, entre otros*5) han podido comprobar el efecto antibiótico de la Kombucha que está completamente libre de efectos secundarios contrastándolo con los antibióticos clásicos!

Los científicos Sakarjan y Danielova investigaron y describieron en profundidad el efecto antibacteriano y a la vez estimulante para el crecimiento humano. Konavalow, Litinoc y Zakmann (1959) informan en la revista moscovita (“Bot. Zurnal”) sobre las propiedades microbianas de la Kombucha. A pesar de que los componentes antibióticos en la Kombucha no son comparables con los antibióticos convencionales su aplicación contínua es absolutamente inofensiva.

Ácidos orgánicos

Aparte del ácido glucónico y el ácido láctico dextrógiro mencionados anteriormente la Kombucha genera muchos más ácidos como. p.ej., taninos, ácido cítrico, ácido oxálico, ácido carbónico, 14 tipos diferentes de aminoácidos, ácido succínico, ácido malónico y ácido málico, entre otros. La interacción de estos ácidos producidos en su justa proporción tiene un efecto positivo sobre nuestra salud. El ácido cítrico aporta un sabor refrescante mientras el ácido carbónico provoca una sensación revitalizadora, sensación conocida de las limonadas convencionales.

Glosario